jueves, 21 de febrero de 2008

inimitablella

Litros de acuarela, kilos de barro, montones de botes con acrílico...
Tu mirada y tú, tu sonrisa y tú, nuestros rizos y tú…Y entre que nos ponemos al día, nos damos un par de abrazos, criticamos a la vida, defendemos retales de momentos importantes, atacamos al queso de untar y me sorprendes con tus conocimientos sobre el vino, el honor me invade por ser yo el que ordena tus momentos agobiantes con papel y un pincel, y me encuentro nuevamente admirado por tu manera de ver las cosas, esa que nadie más tiene, esa que me abre los ojos, esa que mezcla en tu cabecita la experiencia y la curiosidad, la escondida responsabilidad con las ganas de estar bien, y sin tener que repetir los “te quiero” por si terminan cansando, yo ya veo que te quiero, y me encanta dejarme querer.

(para una de esas personas que uno encuentra en el mundo y ya no puede dejar escapar)

2 comentarios:

Fanmakimaki ファンマキマキ dijo...

Asi da gusto trabajar!

demuxoscolores dijo...

Jo! Qué bonitoooo!
Esa persona tiene que sentirse enormemente feliz por tener a su lado a alguien como tú que le dedica palabras tan bonitas!
Y seguro que también te quiere a tí! ;)